Uno de los momentos más emotivos de la ceremonia de introducción de Roy Halladay en el Salón de la Fama, este domingo, fue cuando su viuda, Brady Halladay, subió al estrado para dar un discurso.


La compañera de vida del ex lanzador de los Azulejos de Toronto y los Filis de Filadelfia, que lamentablemente murió en un accidente aéreo, recordó la constancia y la humildad de Roy como la vía para lograr los éxitos.


Además, la señora Halladay le dio las gracias a todo el béisbol, incluidos los otros cinco exaltados con su ex marido, por el apoyo en este momento.