La polémica ya se ha instalado en la MLB y Manny Machado está en el ojo del huracán por sus acciones recientes.


El jugador estelar de los Padres de San Diego recibió una suspensión de un partido por hacer contacto con un umpire durante una discusión sobre cobros de bolas y strikes en un juego contra los Rockies de Colorado. En el proceso también lanzó su bate y fue extremadamente violento, tal como lo evidencia el video a continuación:


Sin embargo, Machado apeló y podrá jugar hasta que se llegue a una decisión definitiva.


Esto no le ha parecido nada bien a la asociación de umpires de las Grandes Ligas, que emitió un comunicado en su cuenta oficial de Facebook rechazando la decisión de la liga y condenando "la violencia en el lugar de trabajo".


Además, el sindicato declaró estar "decepcionado" por la decisión de MLB, además de llamar el castigo a Machado como "una desgracia para el deporte y una bofetada para todos los umpires". También cuestiona el precedente que este tipo de sanciones puede generar.


Sin duda que la MLB debe tomar cartas en el asunto. Lo hecho por Machado estuvo muy mal y se debe castigar como corresponde. Habrá que ver si la oficina de la liga toma las críticas de los umpires seriamente, puesto que se trata de una de las caras de la liga en la actualidad.