SIN EQUIPO | Diego Schwartzman lidera el renacer del tenis latinomericano

Diego Schwartzman
Diego Schwartzman es el actual número 8 del tenis mundial | TPN/Getty Images

La edición 2020 del Roland Garros dejó sensaciones muy dulces para el tenis latinoamericano, debido principalmente a la excelente actuación de los argentinos Diego Schwartzman y Nadia Podoroska, quienes consiguieron llegar a las semifinales. Lo cierto es que ellos simplemente lideran un grupo de jugadores jóvenes que poco a poco están permitiendo que Suramérica nuevamente esté en el foco de los grandes torneos de la ATP y WTA.

En la rama masculina, Schwartzman (8) y el chileno Christian Garín (20), se ubican entre los mejores 20 tenistas del mundo. Luego aparece Guido Pella en el puesto 37. Más abajo hay dos jugadores jóvenes que todavía pueden lograr buenos resultados en los próximos años: Thiago Monteiro de Brasil, y Federico Coria de Argentina.

En octubre de 2020, el top 100 del ranking de la ATP, sólo cuenta con 8 jugadores nacidos en Latinoamérica. Un número bastante pobre en relación a otras épocas, pero lo importante es que finalmente nuestros jugadores están logrando interesantes resultados, ante las estrellas del tenis europeo.

Por otro lado, en las mujeres la situación es más dramática, ya que la argentina Nadia Podoroska es la única latina en el top 100 del ranking de la WTA.

Podoroska tuvo una impresionante actuación en el Roland Garros 2020, logrando acceder hasta semifinales. Y con los 83 puestos que subió por sus resultados en París, actualmente se ubica en el escalafón 48 del ranking. Después de la argentina, el panorama es oscuro para el tenis femenino en una época que está dominada casi en su totalidad por las representantes de Europa y Estados Unidos.

En conclusión, más allá del dominio de superestrellas de este deporte como Rafael Nadal, Roger Federer y Elina Svitolina, existe un grupo de jugadores latinos que poco a poco han ido ganando terreno en la escena internacional, algo que invita a pensar que muy pronto conseguirán buenos resultados en los grand slams.

Hace 20 años, los latinos disfrutaban de la magia de Gustavo Kuerten y Marcelo Ríos. Actualmente no se cuenta con jugadores de ese calibre, pero el argentino Diego Schwartzman está demostrando que hoy en día, un jugador suramericano puede jugarle de tú a tú a las grandes estrellas de este deporte.