Solo tiene un miembro del Salón de la Fama, pero Venezuela tradicionalmente ha dado grandes jugadores al béisbol de Grandes Ligas y esta temporada tiene a varios jóvenes con actuaciones destacadas.


1. Ronald Acuña Jr.

Atlanta Braves v Miami Marlins

El patrullero de los Bravos de Atlanta está a dos bases robadas de convertirse en el segundo venezolano con 30 cuadrangulares y 30 estafadas en una temporada, luego de que Bob Abreu lo hiciera en 2005. A Acuña Jr, no le pegó el síndrome de la segunda campaña y ya acumula 34 bambinazos y más de 80 remolcadas


2. Gleyber Torres

Boston Red Sox v New York Yankees - Game Two

Cada vez que el caraqueño se para en el home y suelta un jonrón, se coloca en las mismas páginas históricas de las leyendas de los Yankees de Nueva York. Con apenas dos campañas en las mayores ya suma igual número de convocatorias al Juego de Estrellas. Con sus batazos se ha ganado un puesto fijo en la alineación de los Bombarderos


3. José Alvarado

Oakland Athletics v Tampa Bay Rays

El zurdo, por su robusto cuerpo, aparenta más edad de la que realmente tiene (24). Es uno de los pitchers preferidos del mánager Kevin Cash, de los Rays de Tampa Bay. A pesar de que el año pasado tuvo foja de 1-6, culminó la ronda regular con efectividad 2.39 en 64.0 entradas trabajadas. Está cerca de regresar a la acción luego de pasar varias semanas en la lista de lesionados.


4. Luis Rengifo

Los Angeles Angels of Anaheim v Texas Rangers

Con 22 años de edad se hizo con un lugar en el lineup de los Angelinos de Los Angeles y con la confianza del manager Brad Ausmus. Ya acumula 81 compromisos en el calendario y suma más de 270 turnos al bate. También tiene 14 dobles con 4 jonrones y 24 fletadas.


5. Pablo López

Atlanta Braves v Miami Marlins

El derecho zuliano de 23 años de edad cumple su segunda temporada en Grandes Ligas y mostró efectividad de 4.23 (5-5, 73 ponches) en 14 salidas con los Marlins de Miami antes de lesionarse el hombro. Su recuperación va bien y se le espera de vuelta en septiembre. Tuvo salidas brillantes y otras en las que le faltó apoyo ofensivo.