EL COACH | La hipocresía de los Patriots y el verdadero mensaje de la firma de Cam Newton

Cam Newton
Cam Newton es nuevo quarterback de los Patriots | Jacob Kupferman/Getty Images

Los New England Patriots firmaron este domingo al MVP de la NFL en 2015, Cam Newton. Después de meses de especulaciones en torno a si el equipo pasaría la página de la era de Tom Brady para darle la oportunidad al joven Jarrett Stidham, la organización cambió por completo el camino trazado para el 2020, trayendo a uno de los mariscales de campo más talentosos y dinámicos de la liga - siempre que esté sano - por 7.5 millones de dólares.

Los Patriots nos engañaron, de eso no hay duda. La idea del entrenador en jefe de darle la dirección de la ofensiva a Stidham nunca fue 100% real y Newton, como siempre lo quiso y expresó durante su tiempo como agente libre, luchará por la titularidad de la posición cuando inicien los entrenamientos del equipo.

El currículum de Newton muestra todo lo que es capaz de hacer si las lesiones se lo permiten. El explosivo quarterback lideró en 2015 a los Carolina Panthers a tener récord de 15-1, sumando 35 touchdowns, 3,837 yardas y recorrer otras 636. Ese año fue el Novato Ofensivo del Año, además del Jugador Más Valioso.

Newton también fue el Jugador Ofensivo del Año en 2015 y a sus 31 años lo puede hacer todo en el emparrillado, sobre todo en el ataque terrestre, en el que los Patriots se han visto disminuidos en las últimas temporadas al no haber sido Tom Brady un experto en la materia.

Recuérdese que Newton suma 4,806 yardas terrestres en su carrera, incluyendo 1,599 en las últimas 4 campañas. Desde 2001, los mariscales de campo de los Patriots apenas suman 1,408.

Ahora bien, ¿qué mensaje están mandando los Patriots con esta firma? ¿A qué se debe el cambio de planes?

Bill Belichick y el alto mando de los Patriots quieren competir de inmediato en la AFC Este y en la Conferencia Americana, dándole el tiempo necesario al novato Stidham para desarrollarse. Tener a Newton le permitirá a las promesas del equipo guiarse de uno de los mejores quarterbacks de la liga.

"Stid ha trabajado muy duro. Él fue nuestro segundo mariscal de campo la temporada pasada y siempre ha entrenado fuerte. Ha tenido un progreso interesante en entender cómo dirigir una ofensiva y aprovechar las defensas y debilidades de sus rivales. Él estará listo para ser el titular y competir con todas sus fuerzas. Vamos a ver a dónde nos lleva", dijo Belichick tras la salida de Brady.

Pues, los hechos hablan por sí solos, y la confianza expresada por Belichick hace apenas algunos meses se desvaneció de repente. La estrategia del equipo cambió y en una división accesible los Patriots se la jugarán para seguir presentes en los playoffs de la NFL.

La adquisición de Newton venía sonando desde hace mucho, pero que se le dé la oportunidad de mostrarse y, con todo seguridad, arrancar la temporada de 2020 como el mariscal de campo titular del equipo tiene un mensaje claro: competir con o sin Brady. Su salud es la única interrogante, pero de estar recuperado de sus lesiones será el número uno de la posición, de eso no tengan duda.

Si algo se ha demostrado la NFL es que no es una liga para "niños"; siendo Lamar Jackson la excepción de la regla. Ya vimos el mal desempeño de Baker Mayfield con los Cleveland Browns en 2019. Hay quarterbacks jóvenes con buenas proyecciones como Kyler Murray, pero Stidham no es uno de ellos.

Los Patriots se dieron cuenta que no ganarían con Stidham, por lo que todo lo que se dijo en principio fue mentira. Ganar el cualquier liga profesional del mundo es igual a dinero, prestigio y éxito, y para lograrlo los Patriots le darán el ovoide a Newton.