​No han pasado muchas semanas luego de conocerse la renuncia de ​Magic Johnson a la presidencia de Operaciones de Baloncesto de los ​Lakers. Y tal parece que los vínculos entre el histórico de la ​NBA y la franquicia no se han roto completamente pues aseguró que todavía asesora a las cabezas de la organización.


En declaraciones que recoge TMZ, Magic afirmó que habla "casi que todos los días" con ​Jeanie Buss, la propietaria del club, como una manera de ayudarla a delinear el roster de la temporada que viene.

"Todos saben que quiero mucho a los Lakers, por eso siempre voy a ayudarlos", aseveró quien formó parte durante toda su carrera como jugador activo con la camiseta púrpura y oro con cinco campeonatos ganados.


Para darle argumento a lo que hace actualmente con Buss y el club, Magic recalcó que "a veces" hay que hacer cosas "sin importar qué piensen los demás". Tal vez con eso dejó en claro que poco le importa lo que le critican de su paso en la oficina de los Lakers.

En tanto, Jeanie Buss y la plana directiva de Los Angeles siguen en la búsqueda del reemplazante de Johnson. Por ahora se descartó que ese hombre sea David Griffin, quien fue contratado por los New Orleans Pelicans.