El martes los ​Astros de Houston informaron que habían llegado a un acuerdo con el receptor, Robinson Chirinos, pero todavía faltaba finiquitar detalles sobre sus exámenes médicos y otros aspectos de su contrato. Sin embargo, el jueves se oficializó el trato y el venezolano jugará con los siderales en 2019. 


La firma de Chirinos finalmente se concretó por un año y $5.75 millones, tal y como informó el periodista Brian McTaggart, quien cubre las incidencias de los Astros de Houston en la M​LB

La defensa de ​Chirinos ha sido su carta de presentación en las Grandes Ligas, aunque apenas retiró a 6 corredores de los 59 que salieron a conquistar una almohadilla en la ronda regular pasada cuando defendió los colores de los Rangers de Texas, argumento que aceleró su salida. 


Sin embargo, es un bate alegre que puede aportar a la causa de los campeones de 2017 y se piensa que, debería tener la oportunidad de remolcar más carreras como miembro de una mejor alineación como la de Houston. Tal vez la cifra de ​20 jonrones es una proyección adecuada, tomando en cuenta que el parque de los Astros es un estadio donde la bola sale con mucha más frecuencia. 

Con los vigilantes, el criollo tuvo .222 de promedio al bate con 18 jonrones y 65 carreras remolcadas en 113 partidos disputados.