​Si bien es cierto que Aaron Judge no vivía su mejor momento con el bate, también es verdad que su sola presencia en el plato intimidaba a cualquiera. El novato de más de dos metros de estatura, salió lesionado ante los Dodgers de Los Angeles y es poco probable que vuelva en lo que resta de temporada.



Judge sintió la molestia luego de abanicar y aunque siguió en el juego, fue relevado al ser ponchado. Judge no ha tenido una buena campaña con 41 abanicados en poco más de 80 turnos, pero forma parte importante de esta sangre nueva de los Yankees.



Con Judge fuera por el resto de la temporada, Mason Williams llegará al equipo grande en las próximas horas. 


Para nuestro mejor contenido deportivo y humor, sigue @12up_ES

Y para todo lo que te perdiste, chequea nuestra página de Facebook