CURIOSO: 4 peloteros que su peso no lo traducen en poder a la ofensiva

Cuando éramos pequeños, y jugábamos el beisbol de pequeñas ligas, siempre se decía que los niños un poco pasados de peso eran los bateadores de poder del equipo. Crecimos con esa idea en la mente, pero no precisamente es una realidad. El hecho de ser musculoso o gordito no garantiza que tengas poder a la hora de batear y a continuación te presentamos cuatro casos que confirman esta afirmación.

4. Matt Wieters, Washington Nationals

Con 230 libras de peso encima, cualquiera pudiera pensar que Wieters es un bateador de poder que está en el medio de la alineación de los Washington Nationals; sin embargo, nada más alejado de la realidad. El careta apenas ha ligado nueve jonrones en el año y generalmente está en el octavo o noveno turno del lineup del manager Dusty Baker.

3. Alex Gordon, Kansas City Royals

Fue una de las grandes promesas en sus comienzos; no obstante, su poder ha venido en declive en los últimos año, al punto de conectar 20 jonrones en la zafra de 2013 y solo seis en lo que va de esta. Por su tamaño y peso (220 libras) debería ser considerado un bateador de poder, algo que dejó de ser hace un par de años.

2. Jason Heyward, Chicago Cubs

Quizás uno de los peloteros más atléticos de todo el deporte. Jason Heyward, con su 6-5 de estatura y 240 libras, debería promediar cerca de 20 jonrones por año, sin embargo, en ninguna de sus dos primera campaña en Chicago a logrado pisar los 10 estacazos de vuelta completa.

1. Pablo Sandoval, San Francisco Giants

Uno de los casos más peculiares del deporte. Pablo Sandoval fue un gran bateador cuando estuvo un poco pasado de peso, sin embargo, cuando trataron de que bajara unas libras, la capacidad ofensiva también se fue con los kilos. Ahora, el peso está de regreso (255 libras), pero el bate parece que no al solo contar con seis jonrones en lo que va de zafra con los Red Sox y Giants.

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS